salud publica andalucia

Plan de control de peligros químicos

El Plan de control de peligros químicos en alimentos se ha desarrollado durante el período 2008-2011 de acuerdo con estos objetivos generales:

Verificar que los productos alimenticios puestos en el mercado no presentan residuos de contaminantes, residuos de plaguicidas y aditivos en niveles superiores a los establecidos en la normativa vigente.

Asegurar que los establecimientos que fabrican productos alimenticios tienen establecido un sistema de autocontrol en el que se contemple el control del contenido de estas sustancias y las medidas correctoras en caso de superarse los límites establecidos.

En este Plan se controlan los riesgos químicos asociados a la presencia en alimentos de: micotoxinas (aflatoxinas, ocratoxina A, patulina, toxinas Fusarium), nitratos, metales pesados, dioxinas y PCBs, hidrocarburos aromáticos policíclicos, residuos de plaguicidas, aditivos y como novedad en 2011 la migración global de sustancias plásticas en contacto con los alimentos.

Durante el período 2008-2010 se han analizado un total de 2.801 muestras con la siguiente distribución por provincias:

Se han detectado un total de 55 no conformidades, que suponen el 2% de las muestras analizadas, con la siguiente distribución: micotoxinas (2), nitratos (19), metales pesados (11), dioxinas y PCBs (1), hidrocarburos aromáticos policíclicos (1), residuos de plaguicidas (16) y aditivos (3).

Las muestras se analizaron en los Laboratorios Provinciales de Salud Pública y en laboratorios externos acreditados.